Skip to content
News Around the World

Camboya lucha para liberarse de la división y la inestabilidad.

Camboya (MNN).- En América del Norte se estima que existe un lí­der cristiano, capacitado y competente, por cada 1,300 habitantes. En Así­a, la estadí­stica es de uno por cada 600,000. Debido a que los pastores son quienes lideran el avance del evangelio, ellos necesitan tener buenas bases. PoSan Ung, del ministerio Asian Access (Acceso al Asia), está sirviendo en Camboya donde, en sus palabras: “La Iglesia en Camboya es muy joven, yo dirí­a que todaví­a está en la etapa de nacimiento”. Esto presenta su propio conflicto, en adición a la posición oficial, como afirma Ung: “Existe una ley que está en contra del evangelismo público. Entonces, para organizar un evento público, se requiere solicitar permiso del gobierno y eso suele ser confuso”. Camboya todaví­a está luchando por sanar de un pasando sangriento. La desconfianza ha causado división, pero a través de programas de capacitación, el Reino de Dios se está construyendo fuertemente sobre una base de unidad. Los pastores están comenzando a trabajar juntos y a compartir sus recursos. Ung agrega: “Han podido visitar las iglesias de los demás e ir juntos en viajes misioneros dentro de Camboya, al campo, para entrenar a los lí­deres de las congregaciones en la región de las provincias. En la capital existe una comunidad de pastores”.

Comments are closed.

posanung

Dos iglesias fueron incendiadas en India