Skip to content
News Around the World

Gente tribal en Senegal no tiene tiempo para Dios

ífrica (MNN).- La época lluviosa en Senegal y Gambia trae consigo restos para los misioneros del Consejo Misionero Internacional (IMB, por sus siglas en inglés) de las Iglesias Bautistas del Sur de EE.UU. Los misioneros del IMB que trabajan entre los wolof tienen una relación de amor y odio con la lluvia. La aman porque saben que es vida para la gente, pues provee agua para los cultivos, para el baño diario, para beber y para toda parte necesaria de la vida. La odian porque significa que muchos de los hombres estarán trabajando largas horas en los campos. En una aldea, los hombres dijeron que no tienen más tiempo para escuchar historias bí­blicas. Oremos para que el personal del IMB no se desanime y para que encuentre maneras únicas de testificar durante este tiempo.

Comments are closed.

Dos iglesias fueron incendiadas en India