Skip to content
News Around the World

Invitación de gobierno hondureño crea grandes oportunidades

Honduras (MNN).- El ministerio Ayuda Internacional está influenciando la fe, la salud y la calidad de vida… un pueblo a la vez. En una región extremadamente remota y pobre de Honduras, Dios está obrando a través del programa “Sea amigo de un pueblo”, del ministerio Ayuda Internacional. Myles Fish, miembro de ese ministerio nos explica lo sucedido: “una oportunidad nos lleva a otra, y finalmente llevó al gobierno hondureño a concedernos un permiso para llevar a cabo lo que ellos llaman un programa de salud comunitaria. Antes se llevaba a cabo en 24 pueblos, ahora se ha extendido a 38″. Fish dice que están trabajando junto a las iglesias locales y lí­deres de las comunidades, y que han visto grandes resultados. Todo esto comenzó cuando el gobierno observó el trabajo de Ayuda Internacional para satisfacer las necesidades esenciales. “Entonces nos extendieron una invitación, entonces tomamos lo que nos pidieron y construimos en base a ello. Este programa ha sido muy efectivo, no solo porque atiende las necesidades de salud de las comunidades sino porque nos ha dado la oportunidad de expresar quienes somos en Cristo y de proclamar el evangelio”, concluye Fish.

Comments are closed.

IAIcommunityhealth

Dos iglesias fueron incendiadas en India