Skip to content
News Around the World

La conversión es un crimen capital en Pakistán

Pakistán (MNN).- Puede que sepa que Pakistán es un país extremadamente hostil al evangelio.  Bruce Allen, quien sirve con Forgotten Missionaries International (Misioneros Olvidados Internacional, FMI por sus siglas en inglés), recientemente visitó Pakistán y fue testigo de cómo una pareja de jóvenes con trasfondo musulmán se bautizó en el cristianismo.  Allen asegura que eso es de gran magnitud en Pakistán: “En ese país, es ilegal salir de la fe musulmana para bautizarse como cristianos.  Quienes lo hacen están sujetos a la pena de muerte”.

Unos pocos días después del regreso de Allen, recibió un correo electrónico que decía que el hombre que acababa de bautizarse fue atacado mientras trabajaba en la construcción de una casa de dos pisos: “Él compartía su nueva fe con los miembros de su familia.  Ellos se lanzaron sobre él y empezaron a golpearlo.  Lo cargaron y lo lanzaron del edificio.  Providencialmente, solo se rompió un par de huesos en su brazo.  Pudo correr y escapar, recoger a su esposa e hijos y huir para salvar sus vidas”.

La pareja pakistaní y sus hijos se encuentran ahora en un refugio operado por socios de FMI.  Allen pide oración: “Los pastores de los refugios son muy expertos para lidiar con estas situaciones, pero usted puede orar por la provisión de recursos para ellos.  Tienen que mantener insumos médicos, alimentos, pagar servicios básicos y cosas por el estilo.  Por tanto, ore por la provisión de Dios”.  Ore por la nación de Pakistán, para que Dios use el ejemplo de los creyentes para atraer a otros hacia Cristo.

 

Comments are closed.

FMI_baptism-pakistan-03-07-16

Dos iglesias fueron incendiadas en India