Skip to content
News Around the World

Laos: una iglesia dividida contra sí misma

Laos (MNN).- Laos es un país comunista que mira con desconfianza a los cristianos.  Al igual que China, existe una iglesia registrada y una iglesia subterránea.  También hay persecución que procede del gobierno.  Imagine lo desalentador que sería descubrir que sus problemas más recientes provienen del establecimiento religioso, de sus hermanos en Cristo.

Patrick Klein, quien sirve con Vision Beyond Borders (Visión Más Allá de las Fronteras), asegura que eso es exactamente lo que está sucediendo: “La iglesia afiliada al gobierno ahora habla sobre ir delante del gobierno de Laos para proscribir toda la obra misionera cristiana y hacer que el movimiento de la iglesia subterránea sea ilegal, lo que aumentaría la persecución y haría que la iglesia realmente se esconda en los subterráneos”.

Es una movida que tiene el propósito de reprimir el crecimiento en la iglesia subterránea.  Klein sugiere que, a lo mejor, la iglesia establecida esté un poco celosa por el avance del evangelio, y pide oración entre los creyentes: “Ore para que la gente pueda orar por nosotros, para que podamos seguir consiguiendo las Escrituras y seguir ayudando a la Iglesia, pero también para que la iglesia subterránea realmente madure, que cada vez se vuelva más firme, para que la gente no abandone su fe”.

 

Comments are closed.

vbblaosfb

Dos iglesias fueron incendiadas en India