Skip to content
News Around the World

Los residentes de una isla fueron arrasados en Filipinas

Filipinas (MNN).- La ayuda está comenzando a llegar a parte de más de 500,000 damnificados en Filipinas. Ha pasado una semana desde que los vientos de 315 kilómetros por hora y la tormenta de cinco metros de aumento repentino que azotaron la zona central de Filipinas. En una conversación por Skype con el director nacional del Philippines Council of Evangelical Churches (Concilio Filipino de Iglesias Evangélicas, PCEC por sus siglas en inglés), el obispo Efraim Tendero, quien representa a 30,000 iglesias, él declaró: “Tenemos al menos cinco ciudades en las que el 95% de todas las aldeas fueron devastadas. En una isla, se teme que hasta el 80% de los habitantes se hayan perdido, arrasados por el mar. Así­ que esa es una situación muy dolorosa”. SEND Internacional distribuye la ayuda humanitaria a través de esta organización. Tendero señala que proveerán refugio temporal con 500 tiendas, pero afirma que esto parece insignificante cuando se piensa en la enormidad de la situación: “La huella entera de la devastación se ve en 36 provincias, así­ que no es solo un área. Hay mucho que se necesita hacer”. El apoyo a SEND asegura que los más necesitados reciban ayuda fí­sica y que, además, sean ministrados espiritualmente.

Comments are closed.

TyphoonHaiyanBCOC1-180

Dos iglesias fueron incendiadas en India