Skip to content
News Around the World

Myanmar sigue luchando con problemas post-tormenta

Myanmar (MNN).- El daño del Ciclón Nargis es indescriptible. Algunas semanas después de que el ciclón golpeó, los alimentos y el refugio son escasos porque el gobierno está almacenando todas las provisiones de ayuda emergente. La desesperación es generalizada. Mike Rutter, del ministerio Bright Hope Internacional (Esperanza Brillante), explica lo que su equipo está haciendo. “Ellos trabajan por medio de la iglesia local. Ellos son capaces de obtener arroz, mosquiteros y carpas impermeables. Ahora mismo, las cosas están bastante quietas en cuanto a la ayuda para desastres”, pero los costos han subido astronómicamente. Bright Hope trabaja con creyentes nacionales porque esa es la única manera de entrar. “Nuestro socio ha programado 10 distribuciones de de ayuda, básicamente una por semana. Apenas la semana pasada, él finalizó la quinta semana de trabajo. Nosotros enviaremos dinero cada semana para apoyar sus esfuerzos”. Los fondos equipan a estar iglesias con las provisiones de ayuda emergente que las comunidades necesitan. Rutter dice que $80 (dólares) proveerán alimentos y refugio para una familia de cinco personas, por un mes. “Estamos actuando como las manos y los pies para la gente que lo necesita. Ayudamos a la gente más necesitada tan rápido como no es posible y usamos esas acciones para mostrar el amor de Cristo”.

Comments are closed.

bhimyanmar

Dos iglesias fueron incendiadas en India