Skip to content
News Around the World

Terminar la tarea requiere colaboración y cooperación

EE.UU. (MNN).- Llevar el evangelio a 51 millones de personas que nunca han oído de Jesucrixto no puede hacerlo un grupo misionero ni una sola iglesia.  Esa es la razón por la que una red de iglesias y grupos se reúnen cada año en los Estados Unidos, para medir el progreso y colaborar.

En el encuentro de este año, el presidente de Frontiers (Fronteras) en EE.UU., Bob Blincoe, se reunió con otros líderes ministeriales que se enfocan en cumplir con la Gran Comisión: “Frontiers tiene un rol pequeño pero crucial para terminar la tarea de entrar en contacto, en lo que tiene que ver con el mundo musulmán.  Ayudamos a las iglesias en todo Estados Unidos, para que pasen del sueño a la realidad, en términos de lo que realmente pueden hacer para llevar la esperanza de Jesucristo a los pueblos musulmanes del mundo”.

Los musulmanes no alcanzados están también entre aquellos que llegan a los Estados Unidos como refugiados.  Blincoe expresa: “Los pueblos alejados del evangelio se están convirtiendo en los vecinos de los creyentes.  Tenemos que darles una cálida bienvenida”.  Blincoe comparte más sobre esta oportunidad evangelística en el sitio web de este ministerio.

 

Comments are closed.

FinishingTheTask_group-shot-12-09-15

Dos iglesias fueron incendiadas en India